*

Espectáculos

Portada  |  16 septiembre 2021

Cazzu sigue quebrando fronteras y conquista al público estadounidense con su trap

La Jefa está de gira junto a la Emo Band y se prepara para cerrar su vista en la gran manzana el próximo 16 de octubre.

Quebrar fronteras, algo que Julieta Cazzuchelli sabe hacer desde muy chica. Con apenas ocho años tomó la iniciativa de ir a vender panchos con una amiga a la plaza central de su pueblo Fraile Pintado, en Jujuy, pero consiguió un reto.

La niña, difícil de convencer, juntó valor y se instaló en la Municipalidad para pedir hablar directamente con el intendente y explicarle lo ocurrido ¿Qué consiguió? Un permiso del mismísimo gobernante para continuar con su negocio sin que nadie la moleste. Hoy, casi 20 años después, a esa pequeña traviesa y atrevida el mundo la conoce como Cazzu.

La jefa del trap representa a la Argentina en Estados Unidos, donde comenzó una apasionante gira que culminará el próximo 16 de octubre en Nueva York en marco del festival Uforia.

De la mano de su Emo Band, Cazzu pisó el escenario del festival Made in America el pasado 6 de septiembre siendo la primera artista latinoamericana en tocar en este escenario.

Tras su participación, que se puedo disfrutar también por streaming, a la argentina se la vio mezclada entre en público coreando las canciones de Justin Bieber, quien cerró la fiesta.

La jujeña también revolucionó Las Vegas. Se presentó el 3 y el 10 de septiembre al festival NEON By Pollen donde compartió tarima con Karol G, Rauw Alejandro y J Balvin, una experiencia que se repetirá este 16 de septiembre.

El hito de Made in America, uno de los festivales de trap y hip-hop más emblemáticos del país, no fue único en esta gira: la jefa se encargó de encabezar la reapertura de SOBS en Nueva York, el reconocido bar musical que supo ser casa de artistas como Drake, Marc Anthony, Celia Cruz y Kanye West.

Cazzu no solo fue la primera artista en tocar allí desde la pandemia sino también la primera argentina en lograr pisar su escenario y cautivar a su público.

"Este show me recordó a esos comienzo donde no existía esto que recoge miles de números y los medios se interesan, donde éramos pocos pero parecían miles cantando mis letras solo q esta vez fue en New York, muy lejos de casa y de lo que me imaginé alguna vez", aseguró en un posteo de Instagram al finalizar su show.

El presente de Julieta es mérito puro. Después de hacerse su lugar en la cumbia, la jujeña buscó nuevos horizontes musicales y se volcó por un género hecho para ella: el reggaetón. Su talento para desenvolverse en la música, así como también para tomar decisiones correctas, la llevó a estar donde está hoy en día.

Al año de pegarse con "Loca", la gira por boliches de Europa estaba pactada; los fanáticos de Balvin y Bad Bunny la abrazaron cálidamente en cada show donde participó como invitada y poco a poco su nombre apareció en los setlist de aquellos festivales que el mundo espera, al lado de aquellas estrellas que admira desde chica.

"Este es un estúpido sueño soñado, estúpidamente, de esta forma, cumpliendosé. Es como que vos hayas tenido un sueño de tener un cerdo de color violeta y hoy lo tenés, no importa cómo. No lo puedo creer", lanzó Cazzu en Caja Negra al referirse a su carrera. Sin embargo, todo con conquistado hasta ahora es solamente un capítulo más en el libro de su vida. Silenciosa pero asusta, la jefa logró y seguirá logrando.

Lejos de cualquier prejuicio con el que se pueda conocer a un argentino, con ese sueño ya cumplido y un éxito inminente, ella escolta la bandera de su país y se muestra ante el mundo perseverante, humilde, valiente y ambiciosa, con hambre de alimentar su sueño cada día un poco más.

Comentarios